Skip to main content

Las prácticas clínicas desde tercer curso acercan al estudiante a la parte más humana del oficio médico

 Artur Aymar, en sus prácticas en el Hospital Universitario de Vic

Las prácticas clínicas desde tercer curso acercan al estudiante a la parte más humana del oficio médico

Con el tercer curso de la Facultad de Medicina de la UVic-UCC en marcha, este ha sido el primer año en el que los estudiantes que la estrenaron, y que ahora están cursando tercero, han llevado a cabo las prácticas clínicas previstas en el plan docente. Durante seis semanas, a lo largo de los meses de octubre y noviembre, el alumnado se ha integrado completamente a los equipos médicos de diversos centros asistenciales asociados a la Facultad, que trabajan de manera cercana y comparten los objetivos docentes.

Se trata tanto de hospitales de agudos como centros de atención primaria, de atención intermedia y sociosanitaria, así como centros de alta especialización, todos ellos en el ámbito territorial de influencia de la Universidad: las comarcas de Osona y el Bages, donde el alumnado lleva a cabo las clases en las instalaciones de las dos unidades docentes territoriales, pero también en Anoia, la Cerdanya, la Garrotxa, el Ripollès, el Berguedà o el Solsonès.

Después de más de dos cursos trabajando teoría y práctica en las aulas, y de contactos puntuales previos con los centros asistenciales, "esta es la primera oportunidad del alumnado de poner realmente sus conocimientos en práctica, y de ponerse a prueba ellos mismos en un entorno profesional real", explica Núria Obradors, jefe de estudios del grado en Medicina. También es "una gran oportunidad para ver de cerca cómo es el día a día de la profesión que ejercerán en un futuro no muy lejano, y de empezar de ver qué especializaciones o qué ámbitos de trabajo son los que más les gustan", añade.

En esta primera fase de prácticas han participado unos sesenta estudiantes. Entre ellos Artur Aymar, que ha hecho las prácticas en el servicio de medicina interna del Hospital Universitario de Vic, Xavier Batalla, que se ha sumergido en la realidad de los centros de atención primaria de Artés y Santa Maria d’Oló, y Alba Herreros, que ha pasado seis semanas en el centro sociosanitario Sant Andreu Salud de Manresa. Superada esta primera experiencia (els esperan tres más de similares antes de graduarse) los tres coinciden a destacar como el enfoque de las prácticas les ha permitido acercarse a la profesión de médico desde su vertiente más humana, y tomar una conciencia real del compromiso que conlleva.

El paciente, en el centro del trabajo

No fue una casualidad que Artur Aymar, de Barcelona, ​​escogiese el Hospital Universitario de Vic para llevar a cabo sus primeras prácticas, puesto que tenía muy claras sus preferencias. "Un hospital mediano como éste me ha permitido tratar enfermos agudos de forma directa y sentirme muy bien integrado en el equipo porque no es un centro ni demasiado grande ni pasa pequeño", explica Aymar, que también tenía decidido que quería pasar por el servicio de medicina interna: "es la especialidad que me llama más la atención y las prácticas me han servido para constatarlo".

El día a día del estudiante, durante sus prácticas, solía ser intenso y siempre comenzaba con una sesión clínica con el equipo de medicina interna. "Se hablaba de los casos más complejos, de fármacos nuevos y de pacientes de las consultas externas", explica. Este era el paso previo a la ronda de visitas de los enfermos, el momento idóneo para cumplir con los objetivos más explícitos de estas primeras prácticas, "aprender a hacer una buena anamnesis, es decir, saber preguntar al paciente y hacerle una buena exploración física". Al final del día, cuando los médicos redactaban los informes, Aymar alcanzaba un rol aún más activo: "Mi médico de referencia pedía a sus colegas que yo pudiera hacer prácticas de forma autónoma, bajo supervisión, a pacientes de los que no conocía el caso ", explica Aymar.

"En clase habíamos hecho mucha teoría, pero cuando ves el paciente, te das cuenta que el centro de tu trabajo no es la enfermedad en sí, sino el paciente, la persona, que tiene un entorno económico, social, familiar o cultural que condiciona", afirma Aymar. “He aprendido la parte más humana de la profesión", concluye.

Constatando que la teoría se sólida

Image removed.

Xavier Batalla, en el CAP de Artés

Para Xavier Batalla, de Manresa, hacer sus primeras prácticas en un centro de atención primaria era clave para "tener una visión más holística del paciente" y para poder "ver casos de todo tipo, desde traumatología hasta oncología, pasando por nefrología y otras especialidades ". En los CAP de Artés y de Santa Maria d’Oló ha vivido "la proximidad real con los pacientes" y ha podido ver "como las dificultades que sufren algunos de ellos les condicionan la vida y, en consecuencia, la manera de poder abordar su enfermedad".

Pero, por encima de todo, Batalla ha constatado que teoría y práctica son "dos mundos aparte y a la vez absolutamente relacionados, que se necesitan el uno al otro”. Según el estudiante, "estas semanas me he dado cuenta de que el plan de estudios que seguimos nos enfoca correctamente, que nos estamos formando bien y estamos estableciendo unas bases, entendiendo una serie de cosas que ya en tercero nos permiten entender qué estamos haciendo cuando tratamos con el paciente".

Xavier Batalla trabajó como técnico de ambulancias antes de estudiar Enfermería, y seguir sus estudios superiores para trabajar, actualmente, en una unidad de cirugía plástica. Esta trayectoria ligada al ámbito de la salud es la que lo ha llevado a dar un paso más para convertirse en médico. "La cirugía plástica sigue atrayendo mucho, pero estoy descubriendo otros ámbitos de la profesión que no me había planteado de manera que ahora, en tercero, permanezco abierto a todo", concluye.

Motivación para seguir estudiando

Image removed.

Alba Herreros, en Sant Andreu Salut

"Las prácticas me han motivado mucho a seguir estudiando y me han ayudado a darme cuenta de que realmente estoy encarando mi futuro hacia donde me interesa", afirma Alba Herreros, que ha hecho sus prácticas en el centro sociosanitario Sant Andreu Salut de Manresa. Para la alumna de la Facultad de Medicina, pasar por esta institución también ha sido clave para dar un paso más allá de la teoría: "Los conocimientos teóricos de las enfermedades y sus tratamientos son básicos y, sin tenerlos consolidados, una estancia de prácticas como ésta no tendría sentido; pero sin salir del aula tampoco aprenderíamos otros aspectos igualmente importantes de la profesión: valores como la empatía a la hora de comunicar malas noticias o el respeto por la intimidad del paciente".

Durante sus prácticas, Herreros ha trabajado mayoritariamente en la planta dedicada a convalecencia, pero también ha pasado por la unidad de geriatría y se ha trasladado algún día al Hospital Sant Joan de Déu. "Allí he aprendido a realizar una valoración global del estado del paciente y a distinguir qué características son necesarias para poder ingresar en un centro sociosanitario", afirma.

Foto principal:  Artur Aymar, en sus prácticas en el Hospital Universitario de Vic

Comparteix a les xarxes:


Noticias

Primer Claustro de la Facultad de Medicina

La Facultad de Medicina celebra su primer Claustro

La Facultad de Medicina ha celebrado el primer Claustro ordinario correspondiente al curso 2023-2024. El decano de la facultad, Roberto Elosua, encabezó la sesión que contó con la asistencia presencial y telemática de PDI, PAS y representantes de los estudiantes.

El decano inició el Claustro

Estudiantes de la 1a promoción del grado en Medicina

Cuatro estudiantes de la Facultad de Medicina publican artículos científicos relacionados con su trabajo de fin de grado

Los trabajos de fin de grado (TFG) del curso 2023-2024 de cuatro estudiantes del grado en Medicina de la Facultad de Medicina de la UVic-UCC han acabado convirtiéndose o siendo la base de varios artículos científicos. Se trata de los trabajos que han realizado Roger

Gemma Amblàs

Gemma Amblàs: "Uno de los retos más importantes que tenemos el equipo de secretaría académica es la atención a los diferentes perfiles de estudiantes de los diferentes grados"

Gemma Amblàs es ingeniera técnica informática (UPC, 2005) y licenciada en comunicación audiovisual (UOC, 2010). Se especializó en análisis de datos (Posgrado en Tecnologías de Business Intelligence UOC) y cuenta con más de 20 años de experiencia en el ámbito universitario. Ha estado trabajando en

Los cuatro catedráticos de la Facultad reconocidos el curso 2023-2024

Catedráticos de la Facultad de Medicina, reconocidos profesionalmente en el transcurso de este curso

Los catedráticos de la Facultad de Medicina de la UVic-UCC Elena Carreras, Xavier Gómez-Batiste, Xavier Montalban y Josep Tabernero han sido merecedores de varios premios y distinciones en el transcurso de este curso 2023-2024.

La Dra. Elena Carreras, catedrática de Obstetricia y Ginecología de la

¿No encuentras lo que buscas?

Contáctanos

Si tienes alguna pregunta, nosotros tenemos la respuesta

Contacto